Envío de droga de Ecuador a Europa aumentó en más del 50%

Analistas señalan que cuando mayor cantidad de droga se decomisa, significa que este negocio ilícito se ha acrecentado más, con envíos incalculables al exterior.

Punto Noticias.- Ecuador adquirió más protagonismo dentro de la geopolítica de la droga, en los últimos cinco años. Al limitar con Colombia y Perú, el país ha cobrado importancia como punto de partida para los envíos de cocaína, en especial los destinados a Europa, de acuerdo con datos de autoridades aduaneras, registrados por la Organización Mundial de Aduanas.

Eso se describe en el más reciente Informe Mundial sobre las Drogas de la Oficina de Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (Unodc). En la investigación del 2023 se indica que la proporción de cocaína, reportada a la Oficina Regional de Inteligencia, con Ecuador identificado como punto de partida hacia Europa Occidental, aumentó del 14% en 2018, al 29% en 2020, y al 29% en 2021.

Además, en este informe se muestra el crecimiento de incautaciones realizadas por autoridades ecuatorianas: la proporción de cocaína con destino a Europa aumentó del 9% en 2019, al 22% en 2021. Es decir, aumentó más del 50%, si solo se cuentan los casos en los que se conocía el destino.

Ante este panorama, los especialistas coinciden en decir que la presencia de drogas cambió drásticamente al Ecuador. Si bien años atrás el país era considerado solo como lugar de tránsito, hoy la situación es diferente. La investigadora Carla Álvarez comenta que ahora Ecuador es un país de almacenamiento y despacho de drogas, con laboratorios que transforman el alcaloide.

En el Informe sobre Drogas de la Unodc se menciona que Ecuador es el tercer país del mundo donde se decomisan más estupefacientes, con más de 400 toneladas de drogas incautadas en los últimos dos años, superado solo por Colombia y Estados Unidos. “El 11% de toda la droga que sale de Colombia se detiene en Ecuador”, menciona Álvarez.

Uno de los hechos que llevaron a que se fortalezca la presencia de drogas es que en Colombia se aumentó la producción de hoja de coca y cocaína. Eso convirtió a Ecuador en un participante directo de esta geopolítica del narcotráfico.

El exgeneral Paco Moncayo señala que «contentar» a la gente diciéndole que se capturan mayores cantidades de droga no es un buen indicador. “Eso solo muestra que se ha acrecentado el negocio de la droga. Ni la Policía más eficiente puede capturar más del 30% de lo que se mueve. O sea, cuando asoman estas monstruosidades de cantidades, uno debe asustarse, porque la pregunta es cuánto estará creciendo el negocio para que hayamos capturado tanto”.

El Informe sobre Drogas de la Unodc menciona que la frontera norte de Ecuador, situada en las proximidades de los departamentos colombianos de cultivo de coca de Nariño y Putumayo, es el principal punto de entrada a Ecuador para la cocaína fabricada en Colombia.

Esta droga se exporta normalmente en grandes cantidades a través de los puertos marítimos ecuatorianos, como los ubicados en Guayaquil. O es transportada a América Central en lanchas rápidas y de pesca. Para 2019, se detectaron más de 70 pasos fronterizos no autorizados entre Ecuador y Colombia, que se utilizaron, principalmente, para el tráfico de cocaína y precursores químicos.

Un punto crítico se da en Esmeraldas. Esta provincia tiene una extensa costa con puertos regulares y clandestinos. El Informe señala que esto atrae múltiples flujos de tráfico de cocaína, gasolina, gas licuado de petróleo, precursores químicos, armas y municiones provenientes de Colombia. La misma zona fronteriza alberga minería ilegal y flujos migratorios que proporcionan fuentes de ingresos adicionales para los grupos criminales.

Dinero que mueve la droga
Carla Álvarez señala que es difícil conocer la cifra exacta del dinero que mueve la droga. ¿Por qué? El mercado ilegal se hace a través de instituciones que pueden ser arbitrarias. «El negocio de la droga debe hacer un lavado de activos. Es decir, limpiar su origen para circular en los mercados, y que no sea sujeto de represalias por parte de los Estados«, explica la investigadora.

El exgeneral Moncayo agrega que al tener Ecuador una economía dolarizada, a los grupos delincuenciales les resulta más fácil «lavar el dinero» y mover los recursos obtenidos en actividades ilícitas. “Se fueron conjuntando una serie de elementos que han llevado a que hoy estemos así”.

Según Álvarez, estudios indican que, hoy en Ecuador, entre el 2% y el 5% del PIB corresponde a lavado de activos. “Es grave, porque este porcentaje ha crecido. Un 5% del PIB (USD 5 750 millones) es un porcentaje muy elevado y demuestra que estamos en un modelo de negocio floreciente”.

Añade que si hay más cocaína circulando y produciéndose, el negocio crecerá y habrá una mayor participación de personas. “Al principio, solo pasaba la cocaína por Ecuador, para volver a salir por los puertos de Colombia en un tiempo. Ahora sale por puertos ecuatorianos, y esto genera riqueza para bandas de crimen organizado, lo que podría generar tensiones entre algunas bandas”.

Tomado de Pichincha Comunicaciones – Foto: Pichincha Comunicaciones

CATEGORIAS
Compartir este artículo